+34 938 100 342 +34 636 119 559 +34 682 482 693 BasqueCatalanEnglishFrenchGermanPortugueseRussianSpanish

La británica Rachel Carter estaba buscando objetos con un detector de metales en el condado de Kent, al sudeste de Inglaterra, cuando encontró una moneda brillante a apenas 13 centímetros de profundidad. Al principio, pensó que se trataba de una simple moneda de chocolate, pero finalmente resultó ser una pieza de origen anglosajón de 1.500 años de antigüedad, reporta Daily Mail.

El objeto estaba tan bien conservado que Carter no creía que pudiera tener valor histórico, pero los expertos determinaron que se trataba de un un colgante de oro del siglo VI.

“Esta parte de la costa del norte de Kent es, sin duda, un área donde hay abundantes evidencias de asentamientos prehistóricos, romanos y anglosajones”, añadió el experto.

Los especialistas definieron la pieza como un “hallazgo significativo” con suficiente entidad para ser exhibida en un museo. “Mi primera impresión es que es una moneda de oro del siglo VI o principios del siglo VII convertida en un colgante”, dijo Andrew Richardson, gerente de archivos de la Fundación Arqueológica de Canterbury.

Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePrint this page
Fabricante